CONDICIONES GENERALES DE VENTAS

    1. Generalidades. Las presentes condiciones generales se aplicarán a la relación contractual entre “el Proveedor” y la empresa cliente denominada en lo sucesivo “el Cliente”. Constituyen la base jurídica de los contratos, salvo que el Proveedor acuerde otra cosa por escrito.
    2. Formación del contrato. Salvo acuerdo en contrario, la oferta será válida durante dos meses. El contrato sólo se considerará celebrado tras la aceptación por escrito (acuse de recibo) del pedido por parte del Proveedor.
    3. Contenido del contrato. El contrato se limitará estrictamente a los suministros y servicios expresamente mencionados por las partes sobre la base de los datos facilitados por el Cliente. El Proveedor se reserva el derecho de sustituir los suministros objeto del contrato por otros de características equivalentes, siempre que ello no suponga un aumento del precio o un deterioro de la calidad para el Cliente. Se reserva el derecho de subcontratar la totalidad o parte de los estudios, suministros y servicios objeto del contrato.
    4. Documentos. Las informaciones, fotos, pesos, precios y dibujos que figuran en los catálogos, prospectos y listas de precios se dan a título indicativo y no son contractuales; el Proveedor se reserva el derecho de modificarlos.
    5. Revocación del contrato. El pedido expresa el consentimiento irrevocable del Cliente; por lo tanto, no podrá ser anulado por el Cliente, a menos que el Proveedor haya dado su consentimiento expreso previo. En este caso, el Cliente deberá compensar al Proveedor por todos los costes derivados de la cancelación, que no serán inferiores al 30% del importe cancelado. El Proveedor no estará obligado a aceptar los equipos nuevos que le sean devueltos.
    6. Modificación del contrato. Cualquier modificación del contrato solicitada por el Cliente estará sujeta a la aceptación expresa del Proveedor y dará lugar a una modificación del contrato. En este caso, el Cliente deberá indemnizar al Proveedor por todos los gastos incurridos, así como por todas las consecuencias directas e indirectas derivadas de los mismos (en particular, los costes de los suplementos solicitados, reabastecimiento, costes logísticos, controles).
    7. Propiedad de estudios, planes y documentos. El Proveedor conserva todos los derechos de propiedad intelectual sobre sus estudios, planos y documentos. Cualquier reproducción requiere el consentimiento previo por escrito del Proveedor. Si los estudios, realizados a petición del Cliente, o los documentos suministrados al Cliente no van seguidos de un pedido de productos, los gastos ocasionados se facturarán al Cliente y los documentos deberán devolverse. Todos los derechos de propiedad intelectual, así como los conocimientos técnicos incorporados en los documentos transmitidos, los productos entregados y los servicios prestados, seguirán siendo propiedad exclusiva del Proveedor. Toda cesión de derechos de propiedad intelectual o de conocimientos técnicos deberá ser objeto de un contrato con el Proveedor.
    8. Los precios. Los precios, fijados en el momento de la aceptación del pedido, no incluyen impuestos, aduanas, transporte, seguro, embalaje “estándar” ni “franco fábrica”. El Proveedor se reserva el derecho, en caso de que se produzca un acontecimiento ajeno a su voluntad que comprometa el equilibrio del contrato, de revisar sus precios según los términos y condiciones predeterminados por las partes (en particular, en caso de variación del precio de las materias primas, de modificación de los derechos de aduana, de modificación de los tipos de cambio, de modificación de la legislación).
    9. Condiciones de pago.

    9.1 Condiciones de pago – La ley LME L441-10 de 2008 recomienda el pago a los 30 días de la fecha de disponibilidad, salvo acuerdo en contrario entre ambas partes. Las condiciones de pago se especifican en la oferta. Las fechas de pago acordadas contractualmente no podrán ser cuestionadas unilateralmente por el Cliente bajo ningún pretexto, incluso en caso de litigio. Los pagos anticipados se efectuarán sin descuento, salvo acuerdo en contrario.

    9.2 Pago fuera de plazo – De conformidad con la Ley nº 2001-420 de 15 de mayo de 2001 y la Directiva europea 2000/35 CE de 29 de junio de 2000, todo pago fuera de plazo dará lugar a la aplicación de un interés de demora igual al último tipo de refinanciación del Banco Central Europeo más siete puntos. Cualquier retraso en el pago de un vencimiento, o deterioro de la situación financiera del Cliente constatado por una entidad financiera, supondrá la caducidad del plazo contractual, siendo inmediatamente exigibles todas las cantidades adeudadas. El hecho de que el Proveedor se acoja a una y/u otra de estas disposiciones no le priva del derecho a aplicar la cláusula de reserva de dominio estipulada en el artículo 14. En caso de demora en el pago, el Proveedor tendrá derecho de retención sobre los productos fabricados y los suministros relacionados.

    9.3 Cargo automáticoEl Cliente se abstendrá de cualquier práctica ilícita de cargo o abono automático y, en general, de facturar al Proveedor cualquier cantidad no reconocida expresamente por éste como de su responsabilidad.

    1. Plazo de entrega. El plazo de puesta a disposición de los equipos, antes de su aceptación, comienza a partir del momento en que se cumplen las siguientes condiciones

    1° Recepción de toda la información necesaria para la correcta ejecución del contrato.

    2° La recepción de los anticipos debidos con el pedido.

    Salvo que se estipule lo contrario, los plazos de entrega se dan a título indicativo. Un retraso en la entrega no dará lugar a la resolución del contrato, ni siquiera parcialmente.

    1. Aceptación técnica, pruebas, inspecciones, certificados. El cliente está obligado a comprobar minuciosamente el producto en el momento de su recepción. Si no se formula ninguna reserva en el plazo de 4 días, se considerará que el producto es conforme al contrato. Todas las operaciones de aceptación, inspecciones, pruebas y certificados solicitados por el Cliente correrán a su cargo. Estas operaciones adicionales se llevarán a cabo en la fábrica o en la obra, a elección del Proveedor. Si el Cliente, habiendo sido notificado de la fecha de estas operaciones, no asiste, se le enviará un informe y se considerará que la aceptación ha tenido lugar.
    2. Embalaje, entrega, transporte, seguro, aduanas. Las condiciones de entrega acordadas se interpretarán de conformidad con los INCOTERMS vigentes en el momento de la celebración del contrato. Si no se han acordado condiciones especiales de entrega, la entrega se realizará “en fábrica”. En ausencia de una petición especial del Cliente, la necesidad de embalaje queda a discreción del Proveedor. El embalaje correrá siempre a cargo del Cliente y no podrá ser retirado por el Proveedor. Desde el momento de la entrega, el Cliente será responsable de cualquier daño que puedan sufrir o causar los productos.
    3. Instalación, puesta en marcha. Salvo pacto en contrario, serán realizadas por el Cliente, bajo su exclusiva responsabilidad y de acuerdo con las reglas del oficio.
    4. Cláusula de reserva de dominio. El Proveedor conservará la plena propiedad de los bienes objeto del contrato hasta el pago íntegro del precio en principal y accesorios. El impago de cualquiera de los plazos puede dar lugar a la reclamación de estos bienes.
    5. Garantía. Salvo estipulación contraria, y sin perjuicio de las disposiciones relativas a la garantía legal, el proveedor ofrece una garantía de 12 meses a partir de la fecha de puesta a disposición de los productos en los locales del proveedor. Cubre únicamente la reparación de materiales reconocidos como defectuosos, devueltos a los talleres del Proveedor.

    La garantía no se aplica a :

    – a los elementos que, debido a la naturaleza de sus materiales o a su función, están sujetos a desgaste,

    – en caso de deterioro o accidentes derivados de

    – instalación o utilización que no cumpla las normas del sector,

    – incumplimiento de las instrucciones de instalación, uso y mantenimiento,

    – defectos de supervisión, almacenamiento o mantenimiento,

    modificación o intervención del Cliente sobre el producto original.

    No se aplicará en caso de impago por parte del Cliente, y éste no podrá invocarla para suspender o aplazar los pagos.

    1. Responsabilidad civil. La responsabilidad civil del Proveedor, por todas las causas excepto daños personales y negligencia grave, se limita al importe de las cantidades percibidas en virtud del contrato. El Proveedor excluye expresamente cualquier otra responsabilidad por daños materiales indirectos y/o daños inmateriales directos e indirectos, así como la indemnización por cualquier pérdida financiera resultante, en particular, del lucro cesante, la privación de un derecho, la interrupción de un servicio prestado por una persona o un bien, en la medida en que dichas limitaciones o exclusiones sean compatibles con las disposiciones legales vigentes, que son de carácter imperativo.
      SCCM ALP limita su responsabilidad al funcionamiento de los productos y servicios que proporciona y únicamente, y excluye su responsabilidad por el funcionamiento global de cualquier paquete en el que puedan integrarse sus productos y servicios.
    2. Fuerza mayor. Ninguna de las partes de este contrato podrá ser considerada responsable de su retraso o incumplimiento de alguna de sus obligaciones derivadas del contrato si este retraso o incumplimiento es el efecto directo o indirecto de un caso de fuerza mayor entendido en un sentido más amplio que la jurisprudencia francesa, como por ejemplo la ocurrencia de una catástrofe natural, terremoto, tormenta, incendio, inundación, conflicto, guerra, atentado, conflicto laboral, huelga total o parcial, requerimiento imperativo de las autoridades públicas (prohibición de importación, embargo), accidentes de explotación o de transporte, avería de maquinaria, explosión, grave escasez de proveedores, pandemia. Cada una de las partes informará a la otra, sin demora, de la aparición de un caso de fuerza mayor del que tenga conocimiento y que, en su opinión, pueda afectar a la ejecución del contrato.
    3. Cláusula resolutoria. Si el pago no se efectúa en un plazo de 8 días a partir de la fecha de envío de un requerimiento por carta certificada, el Proveedor podrá rescindir el contrato. El Proveedor también podrá obtener una indemnización por la totalidad de los daños sufridos. Si, como consecuencia de acontecimientos de fuerza mayor, como los descritos en el artículo 17, la ejecución del acuerdo resulta imposible en un plazo razonable, cada una de las partes tendrá derecho a rescindir el acuerdo, mediante simple notificación por escrito, sin necesidad de solicitar la rescisión por vía judicial. La rescisión del contrato por cualquier motivo se entenderá sin perjuicio de las reclamaciones ya existentes entre las partes.
    4. Disputas. En caso de litigio relativo a un suministro o a su pago, e independientemente de las condiciones de venta y de la forma de pago aceptada, incluso en caso de reclamación de garantía o de pluralidad de demandados, y salvo acuerdo amistoso, el tribunal de comercio de la jurisdicción del domicilio social del Proveedor será el único competente para resolver el litigio. Sólo es aplicable la legislación francesa.